#Consejos para causar una buena impresión en una #entrevista de #trabajo

 

A la hora de buscar empleo superar la entrevista personal es prácticamente lo más complicado. Por eso todos queremos causar una buena impresión y llamar la atención de los reclutadores. Y es que transmitir una buena imagen será fundamental para conseguir un trabajo y también en tu día a día laboral.

Los seleccionadores se fijan en todos los detalles. No es sólo cuestión de ir bien vestido. Aspectos como la postura, el lenguaje corporal, la forma de responder o incluso el tono de voz pueden ser determinantes. Pueden parecer muchas cosas pero apunta estos consejos y te resultará facilísimo.

Puntualidad

Siempre es preferible estar antes un poco antes que llegar tarde a una entrevista. Ser puntuales demuestra que el trabajo te preocupa y te interesa lo suficiente. No es necesario estar una hora antes, pero sí planificar cuánto vas a tardar aproximadamente para estar unos 10 minutos antes. Además así evitarás ir con prisas y ponerte más nervioso.

Por otro lado, a todos nos puede surgir algún imprevisto, un atasco inesperado, una avería en el tren… Son cosas que pasan y que no podemos controlar. Por eso si vas a llegar tarde siempre llama y avisa de que te retrasarás por ese motivo.

Aspecto físico

La imagen física es tu escaparate, lo primero que vean de ti. Por eso debes ir vestido de forma adecuada y dar una imagen seria y profesional. Sea cual sea el trabajo siempre es recomendable vestir formal e ir bien peinado. Asimismo es conveniente ir discreto, con colores neutros y evitar un aspecto alocado o demasiado exagerado.

Lenguaje corporal

Tu postura, tus gestos, tu mirada… Tu lenguaje corporal dice muchísimas cosas sobre tu personalidad y sobre tu perfil. Si eres más tímido, más serio, alegre, si te interesa mucho o poco el trabajo, etc.

Para mostrar confianza y seguridad siéntate erguido y recto. Evita gestos como cruzarte de brazos, jugar con un lápiz o morderte los labios. Todos estos son señal de nerviosismo, ansiedad o aburrimiento.

También es importante que mantengas el contacto visual con el entrevistador. Esto es signo de interés y de que estás escuchando a la otra persona. Si contestas las preguntas mirando hacia otro lado puede parecer que te importa poco e incluso un rasgo de mala educación.

Por otro lado, que queramos transmitir una imagen seria y responsable no quiere decir que haya que estar como estatuas. Siempre se puede sonreír de vez en cuando para crear un ambiente más cómodo y distendido.

Pregunta tus dudas

No te puedes ir a casa después de la entrevista con dudas. Ese es el momento de aclararlas y además demostrará tu interés por el puesto. Hay aspectos que siempre deben quedar claros como qué tipo de contrato ofrecen o cuál será la duración de la jornada.

Por otro lado, aunque el salario sea una de las cosas que más te importen, intenta hablar de ello al final. Muestra más interés por los aspectos del trabajo, los proyectos que se están desarrollando, el equipo, etc. Así ganarás puntos y el entrevistador lo verá como algo positivo.

 

Visto en: JUMPINGTALENT.UNIVERSIA.ES

Anuncios

Un Comentario

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s