¿Cómo estudiar en verano y no morir en el intento?

exam sep

Si tienes que estudiar en verano para presentarte a los exámenes de septiembre sería bueno que empezaras a planificarte ya. Estudiar durante los meses de julio y agosto no es lo mismo que enfrentarte a un libro en enero. El calor, los distintos ritmos de comidas, una mayor oferta de ocio y, ¿por qué no?, las pocas ganas que tienes de abrir esos apuntes son los adversarios contra los que tendrás que combatir enseguida.

Sin embargo, con un poco de voluntad y con un buen sistema, seguro que te dará tiempo a todo: a estudiar y a disfrutar de unas horas de ocio a las que deberías renunciar.

Aquí van algunos consejo que pueden ayudarte a superar esta prueba:

agenda

Hazte tu propio horario de estudio: Como no tienes unas horas fijas a las que acudir a la universidad o al instituto, sería bueno que tú mismo te planifiques tu propio horario. Se trata de repartir el tiempo diario al estudio con sus descansos incluidos y con su tiempo de ocio. La agenda se convierte en una de tus mejores amigas.

Hazle frente al calor: Conviene tener la habitación bien ventilada y estudiar, preferentemente, a primera hora de la mañana. Como mucho por la noche. Las altas temperaturas nos hacen sentir apáticos, de ahí que una habitación ordenada, despejada y bien iluminada te ayudarán a concentrarte mejor.

Respeta siempre tus horas de estudio: No hay excusas que valgan, así que, para evitar tentaciones, pide a tus amigos, a tu familia o a tu pareja que no te llamen a determinadas horas, porque tus horas de estudio son “sagradas”.

alimentos

Lleva un ritmo alimenticio adecuado. Es esencial para tener una buena concentración y memoria. No te saltes las comidas y es importante beber unos 2 litros de agua al día para refrescarse y no deshidratarse.

No te sientas culpable, evitarás la ansiedad. Por un lado, tienes la sensación de que no has hecho todo lo posible para aprobar en junio y te sientes culpable. Por otro lado, crees que no vas a ser capaz de aprobar en septiembre. Mantén una actitud positiva y lo conseguirás.

leisure-372520_640

No te olvides de tus momentos de ocio. Si te has planificado bien, siempre tendrás unas horas al día para poder hacer las cosas que te gustan.

Planifica tu horario semanalmente, ya que seguramente todas las semanas serán diferentes por alguna circunstancia. En este sentido, debemos adecuar nuestro horario a compromisos, fiestas, exámenes y otros acontecimientos que puedan surgir.

Concreta tus tareas al máximo. Una vez que has hecho una indicación general como estudiar una determinada asignatura, deberías establecer qué temas estudias el lunes, cuál el martes, etc.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s